Get Adobe Flash player

Piden declarar a 13 departamentos en emergencia agropecuaria

La Comisión Nacional de Emergencias y Desastres Agropecuarios (CNEYDA) sugirió al ministro de Agroindustria de la Nación, Ricardo Buryaile, la declaración de emergencia agropecuaria en 13 departamentos de Corrientes y la ampliatoria al departamento Alvear y valles inundables de los ríos Miriñay y Uruguay.

La petición para la declaración nacional, producida el miércoles, es extensiva a las provincias de Chaco, Formosa y norte de Santa Fe. La reunión de la Comisión se desarrolló en el Salón Gris de la sede ministerial en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA) y estuvo presidida por el subsecretario de Coordinación Política de la Nación, Hugo Rossi. Por Corrientes, participaron el secretario de Agricultura y Ganadería, Manuel García Olano; junto con el responsable de Emergencia y director de Economía Agraria del Ministerio de Producción, Luis Almirón.

En ese marco, la Comisión resolvió homologar los Decretos 1104 y 1328 de la Provincia de Corrientes y sugerir al ministro de Agroindustria que dicte la respectiva resolución en la que se declararía la emergencia y/o desastre agropecuario por un año, a partir del 15 de abril de este año, para los sectores agrícola y ganadero en los siguientes departamentos: Empedrado, Capital, San Cosme, San Luis del Palmar, Itatí, Ituzaingó, San Miguel, General Paz, Berón de Astrada, Mburucuyá, Concepción, Saladas, Santo Tomé y General Alvear; y los valles de inundación de los ríos Santa Lucía, Corriente, Aguapey, Miriñay y Uruguay.

A escala provincial, el decreto 1104 había sido suscripto conforme la sugerencia de la Comisión Provincial de Emergencia Agropecuaria, desde donde a mediados de mayo se declaró la emergencia en 13 departamentos del norte provincial, a raíz de los excesos hídricos registrados en abril. Por otra parte, a través del decreto 1328, recientemente firmado, se amplió la emergencia agropecuaria al departamento Alvear y valles inundables de los ríos Miriñay y Uruguay. Esta última disposición obedeció a los graves problemas que se vienen generando en esa región de la costa del Uruguay por las crecidas de esos cursos fluviales.